• Monica Carrillo

Dedicado a mi hermana Giovanna Sofía Carrillo Zegarra

Por Mónica Carrillo Zegarra


El 1 de junio del 2020, inicio del Mes de la Cultura Afroperuana, la cuenta de twitter @Archivo/FP Archivo del Fútbol Periodístico, publicó un video de hace más de 10 años donde el infame, racista y mediocre periodista deportivo, Alan Diez, le hizo una entrevista humillantemente racista a mi hermana Giovanna Sofía Carrillo Zegarra, mientras ella presentaba en un estadio de fútbol la campaña "Sácale Tarjeta Roja al Racismo", con la Coordinadora de Derechos Humanos del Perú y un colectivo de activistas.


Este reportaje fue publicado por @Archivo/FP sin ningún argumento crítico al racismo de Alan Diez y sin propuestas de reparación por este bullying racista que fue transmitido en un programa de la televisión peruana.


En ese video reportaje animalizante y sexista, Alan Diez compara a la población afrodescendiente con gorilas y le dice a Giovanna Sofía mientras le toca el rostro “¿si somos pareja y te digo hola monita?” entre otras aberraciones. Además manipula la edición final del reporte, eliminando las respuestas de defensa que Giovanna Sofía expresaba.


Esta video se difunde precisamente en un contexto en que Giovanna Sofía, en manifestación de sus principios como mujer afroperuana, está compartiendo en medios y sus redes personales, su opinión pública sobre el asesinato racista del señor afroestadounidense George Floyd.


Como era de esperarse, la difusión de esta entrevista no ha servido para reparar el daño que hizo Alan Diez a Giovanna Sofía, sino por el contrario sirvió como una nueva plataforma de escarnios e insultos.


Presionados por las críticas, el 1 de junio a las 10:50pm, @Archivo FP publica unas supuestas aclaraciones y disculpas por la difusión de la entrevista, sin mencionar el nombre de Giovanna Sofía, es decir, invisibilizándola como sujeta de derechos y merecedora de disculpas públicas por este hecho. El post publicado a las 10:50 pm dice “esperamos que se haya entendido nuestra idea de hoy al recordar los sucesos más negativos de nuestro fútbol peruano relacionado al racismo”. La pregunta es:¿acaso esos sucesos no atacaron a una mujer afroperuana con nombre propio? ¿por qué no se dirigen a ella?


En aquella época, este nefasto periodista -racista y sexista- buscó deslegitimar la voz de mi hermana Giovanna Sofía, una mujer afrodescendiente periodista y activista, quien ha denunciado y puesto en evidencia que este racismo asesino que está movilizando al mundo entero, es el mismo racismo que vivimos en el Perú las personas afrodescendientes, permeado claro está, por nuestros patrones culturales específicos.


En esta entrevista, el periodista racista y sexista Alan Diez, no sólo se burla racistamente de mi hermana. Se está burlando de todas las personas afroperuanas. Está insultando al señor afroestadounidense George Floyd aesinado brutalmente por este racismo. Está ofendiendo a todas las personas afroestadounidenses, afrodescendientes, latinas, mujeres y la comunidad LGTBQI, que son criminalizadas y asesinadas como expresión del patriarcado y la mentalidad supremacista blanca, es decir la mentalidad esclavista que sigue considerando a las personas afrodescendientes como sujeto de escarnio debido a su condición de “esclavizable”.


El racismo es una ideología y por ello vive en personas de diferentes etnias, incluyendo en personas “no blancas” como el periodista racista y sexista Alan Diez quien evidentemente ejerce un racismo internalizado y expresa el odio a sí mismo insultando a otros.


Le quiero hacer recordar al periodista racista y sexista Alan Diez, que los tiempos han cambiado. Ahora no estamos solas como una década atrás cuando yo, como fundadora de LUNDU Centro de Estudios y Promoción Afroperuanos, era escupida, insultada y amenazada debido a mi militancia afrodescendiente y por haber decidido no esconder mi rostro, cuerpo y voz cuando denunciaba el racismo y sexismo peruano.


Le quiero hacer recordar al periodista racista y sexista Alan Diez, que la entrevista que le hizo a mi hermana tiene un costo que puede pagar desde varios frentes. Desde el punto vista legal por el crimen racista y también desde la sanción social y el repudio que causa en la audiencia el saber que existen personas como él, asquerosamente racistas, y que han construido su carrera a partir del bullying y la violencia verbal. Sus supuestas disculpas emitidas hace poco, son inconsistentes y no hacen mea culpa de su racismo y sexismo o muestran arrepentimiento por haber construido una carrera promoviendo el odio racial.


Mónica Carrillo Zegarra y Giovanna Sofía Carrillo Zegarra somos mujeres afroperuanas comprometidas con cambios estructurales y radicales en nuestra sociedad. Hemos luchado y seguimos luchando por estas transformaciones desde nuestros frentes. A ambas nos escupieron en la calle cuando éramos niñas y adultas. A ambas nos han acosado física, virtual y sicológicamente para hacernos caer y dejar nuestras convicciones.


Pero ambas, estamos aquí, elevando nuestras voces ante el silencio cómplice de muchos sectores de la sociedad peruana. Como aquellos que ofrecen plataformas para que personas nefastas generen contenido basado en el escarnio y la humillación de afroescendientes, indígenas, mujeres y personas LGTBQI.


Ambas estamos aquí, enfrentado el silencio normalizado de muchas personas afroperuanas y afrodescendientes que deciden no hablar. Tal vez porque sus espíritus han sido domados. Tal vez porque sus voces se acallaron de tanto gritar para defenderse de un sistema que vocifera colectivamente - en la calle, en el bus o en el colegio- insultos racistas, sexistas. Tal vez porque decidieron callar simplemente por acomodarse a las ofertas del sistema racista y sexista.


Pero ambas estamos aquí y seguiremos aquí. En honor a nuestras ancestras y ancestros cuya lucha sentaron nuestras convicciones y las riquezas de parte de la sociedad peruana. En honor a nuestro padre, madre, sobrinos, primos, primas, abuelos, abuelas y a nuestra familia extendida de Chincha, El Carmen, Puquiosanto, Pisco, Nazca, Carabayllo y San Martín de Porres.


Estamos aquí y seguiremos aquí porque tenemos la fuerza de mirar de frente con nuestros rostros orgullosos, sonrisas plenas y colores destellantes duela a quien le duela.

Porque tenemos el orgullo de elevar de cara al viento, nuestros afros, dreads y trenzas, que contienen las texturas de nuestra historia compleja, creativa y afrodescendientemente indomable.


Yo, Mónica Carrillo Zegarra y mi hermana Giovanna Sofía Carrillo, estamos aquí listas para enfrentar a cualquier mediocre racista que lucre reforzando el racismo y sexismo hacia nuestro pueblo afrodescendiente, que hoy arde en llamas revolucionarias de justicia.


Y lo haremos como siempre, con fortaleza y decisión de cambiar la historia racista y sexista peruana para siempre.


¿Quién se suma?


Posdata: Fiel a mi tradición poética afroperuana, termino esta nota dedicándole a mi hermana Giovanna Sofía Carrillo un extracto de un poema de mi autoría. Poema grabado por Toninho Crespo, CD Estilo Samba Rock, Brasil, 2009.



LAS VALIENTES LATINAS


Todas nos dicen valientes

pero queda poca gente

que se monte en nuestro carrito

que no es Mercedes bonito

pero llega muy caliente

¿a dónde? a aquél destino

no te ocupes, no te ocupes mi vecino,

somos muchas las valientes latinas.


Todas nos dicen valientes

pero queda poca gente

que no sea indiferente

cuando escuchan en la radio

que cinco hermanos pasaron

a una morada tranquila

pero fuera del escenario de la vida.


Aquí estamos, bien de frente,

pero aún somos… poca gente.


Ya no más indiferentes,

es el son de las valientes

Ya no más indiferentes

es el son de las valientes afrofeministas en América Latina.

23 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo